“Formar a Jesús es una visión integral de la formación”: Superior General a los candidatos eudistas

[TEXTO COMPLETO DE LAS PALABRAS Y GALERÍA] “Estoy muy feliz de encontrarme con ustedes: son la pupila de mis ojos”, fueron las primeras palabras del sucesor de san Juan Eudes. 

El 02 de diciembre de 2017, el padre Jean-Michel AMOURIAUX, Superior General de la Congregación de Jesús y María, se encontró con la Casa de Formación Eudista “La Misión”, de la Provincia Minuto de Dios. 

Luego de la bienvenida por parte de los candidatos en formación, el padre quiso conocer más de cerca la Casa de Formación y su proceso, comenzando por el estudio que los jóvenes adelantan en UNIMINUTO relacionado con Ciencias Bíblicas y los cursos virtuales de la Unidad de Espiritualidad Eudista (UEE). Frente a la UEE, el padre Álvaro Duarte, vicerrector de la Casa de Formación y Responsable de este Centro Virtual, destacó el trabajo que se ha adelantado y que se ha constituido en un paso más en la larga historia de la Congregación para que san Juan Eudes sea declarado Doctor de la Iglesia. 

El padre Jean-Michel aseguró con respecto a la Unidad que “hay muchos otros centros para difundir la espiritualidad eudista, también con las hermanas del Buen Pastor. Estuve en un retiro con ellas en el Líbano, guiado por la espiritualidad de san Juan Eudes, que es bastante conocida gracias a las hermanas del Buen Pastor”. Enfatizó que la UEE debe mirar especialmente las producciones en el idioma inglés, donde podrían ayudar las hermanas, porque la mayoría de ellas hablan este idioma. Igualmente, las Hermanitas de los Pobres podrían ayudar en este sentido y están muy interesadas en conocer más nuestra espiritualidad: “Tenemos mucho trabajo para ayudar a este centro de espiritualidad y también a la Administración General. Inclusive, el programa para leer a san Juan Eudes [el quinquenio sobre la formación de Jesús], fue elaborado por la Unidad de Espiritualidad Eudista”

Posteriormente siguieron varios testimonios sobre el estilo de vida de las koinonías, el estudio y demás elementos propios o en los cuales se enfatiza de una manera particular dentro de la Casa de Formación y su diferencia con un seminario tradicional. Llamó en particular la atención al Padre General el ritmo trabajo-estudio que realizan los candidatos. Igualmente se hizo hincapié en la necesidad de vivir experiencias de interprovincialidad en la Congregación, lo que les permitirá a los jóvenes tener un dominio mínimo de otro idioma. 

Luego de los testimonios y de un conocimiento más cercano de la realidad de la Casa de Formación, el padre Jean-Michel se dirigió a los candidatos eudistas con estas palabras

“He conocido la Renovación Carismática desde hace más de treinta años. Para mí, la renovación carismática hace parte de mi espiritualidad. En efecto, en la vivencia de la espiritualidad eudista ayuda mucho la renovación carismática.  
El tema de la Asamblea General fue la formación de Jesús en nosotros. El tema de la
formación de Jesús no es un tema espiritual: es un tema que permite una visión integral de la formación. Cuando estudiamos, formamos a Jesús en nuestro pensamiento, en nuestra capacidad de entender y comprender, porque Jesús es el logos universal. Cuando estudiamos una filosofía no cristiana, podemos encontrar y adorar la presencia de Jesús en todo. Todo cristiano sabe reconocer la presencia del logos en todas las sabidurías y pensamientos. Esto permite formar a Jesús en nuestra mente. 
También está la formación de Jesús en la Biblia: la primera palabra del Génesis es la presencia del logos y posteriormente se plenifica en Jesús de Nazaret. Todo el estudio es ocasión para reconocer y adorar a Jesús. 
También formar a Jesús es recibir la forma humana de Jesús: como discípulos de Jesús y como llamados al celibato, debemos vivir la castidad, pero la castidad de Jesús. No es solamente una forma humana bien construida, es también la manera en que Jesús vivió esto en su vida.  
También la formación en la oración es continuar la oración de Jesús.  
También el trabajo es continuación de la vida laboriosa de Jesús.  
También la misión: no es la misión de un grupo o de la congregación, sino que es la misión de Jesús que continuamos en la Iglesia.  
También la vida comunitaria es formar el cuerpo de Jesús.  
Toda nuestra vida es una ocasión para formar a Jesús.  
La unidad de vida es un aspecto importante para un sacerdote: esto no se puede hacer sin la formación de Jesús que nace y crece en nosotros, para ser todo en nosotros. El desafío de la vida cristiana es esta formación que también es el contenido de la evangelización. Juan Eudes dice que predicar es formar a Jesús en los demás, hacer nacer a Jesús en los otros, inclusive en los no cristianos.  
Animo a ustedes a cumplir el estilo de formación del Minuto de Dios. Es un regalo de Dios vivir esta experiencia. Es necesario vivir completamente esta experiencia y a fondo: ¡No se puede vivir a medias! Gracias a todos los formadores porque no es fácil ser formadores. Es una misión muy exigente. Gracias al padre rector y a todo el equipo.  
El próximo encuentro con ustedes será en junio para la visita canónica durante un mes: inicio por Perú, luego Colombia y después Nicaragua. Es posible que nos encontremos de una manera personal con ustedes. Me gustaría encontrarme con cada uno.
Muchas gracias.” 

Vea la galería del encuentro haciendo clic aquí 

Comentarios

Lo más leído esta semana

Directora de la película "La Isla de los Monjes" habló con Eudistas Minuto de Dios

Los Eudistas del Minuto de Dios en Medellín se reunieron con el Superior General